Necesito dinero urgente

Hay momentos en la vida y circunstancias que nos pueden llevar a necesitar “dinero  de manera urgente” y no saber cómo conseguirlo.

La pérdida de un empleo, unos pagos pendientes, gastos imprevistos o porqué no, el capricho que siempre hemos soñado y que tanto nos merecemos, nos han llevado a buscar de manera urgente dinero para poder solventar alguna de estas situaciones. Pero claro, ¿donde conseguimos este dinero? y lo más importante, ¿cómo lo conseguimos en el momento?.

Esto hace unos años podía ser un verdadero problema puesto que no existían tantos instrumentos de financiación en el mercado y, muchas veces, la única solución era pedir un préstamo familiar a algún miembro adinerado de la familia o a algún amigo. Pero claro no todo el mundo tiene la suerte de tener familia o amigos con una solvencia económica lo suficientemente elevada como para hacer frente a nuestros gastos, por lo que tenemos que pensar y buscar otras alternativas.

Problemas para conseguir dinero urgente

Actualmente es impensable intentar conseguir dinero rápido a través de entidades bancarias ya que el crédito está muy limitado y las exigencias que te marcan los bancos harán que ese préstamo se convierta en una deuda todavía mayor. Todos sabemos que hoy en día los bancos no dan dinero a un cliente que no avale con una nómina fija y de un nivel medio-alto. El banco requiere de una garantía de devolución del dinero prestado; deben poder confiar en que su cliente va a poder hacer frente a la deuda.

A esto le sumamos que ante cualquier petición el banco realiza un estudio económico y financiero del cliente que solicita dinero y si por casualidad (es una forma de hablar) apareces inscrito en el fichero de morosos de ASNEF o RAI, podemos dar por perdido la concesión directamente del crédito o préstamo.

Cómo conseguir dinero urgente

Obtener dinero rápido online no es nada sencillo, sobre todo si pretendemos no encontrarnos un montón de obstáculos por el camino, pero gracias al creciente aumento de  de las financieras privadas en nuestro país, miles de familias y muchas empresas han logrado conseguir ese dinero tan necesitado o querido, y hacer frente a la solución de sus problemas o deseos. Y lo más importante, conseguirlo a una velocidad impensable.

Por ello, la mejor solución para estos casos es buscar financiación a través de algunas de estas opciones:

  • Microcréditos
  • Créditos y préstamos
  • Capital privado

No busquéis más, estas son las mejores y únicas soluciones para conseguir dinero de manera inmediata y sin complicarte la vida en su solicitud. Queda claro que si necesitas rapidez y una mínima restricción en el acceso a crédito, la única vía que puedes elegir es la de acudir a una financiera privada.

Desde una financiera privada, dependiendo del importe de dinero que necesites, puedes acceder a microcréditos de importe bajo, a créditos de importe más alto o a capital privado, siendo indiferente la cantidad de dinero que necesites.

Conseguir dinero rápidamentePero claro, entre todos ellos hay una gran diferencia, la principal es la rapidez e inmediatez de disponer del dinero que necesitas en tu cuenta. Esta es nuestra prioridad, conseguir el dinero que necesitamos de manera urgente, si puede ser en minutos mejor que en días.

Esta ventaja nos la ofrecen los Microcréditos rápidos, ya que en cuestión de pocos minutos y sin ningún tipo de papeleo nos pueden ingresar en nuestra cuenta desde 100 euros hasta incluso 1.200 euros.

Cada vez hay más entidades financieras privadas que ofrecen esta oportunidad de conseguir dinero rápido, ya que nos ofrecen la posibilidad de cubrir gastos inesperados de un modo muy rápido.

La solicitud de los microcréditos es muy fácil y ofrece un anonimato total, ya que nadie te va a exigir ningún tipo de explicación para solicitarlo, ni te va a pedir demasiada documentación ni papeleos. Al no existir unas grandes condiciones de acceso, casi cualquier persona es capaz de conseguirlo cumplimentando un simple formulario.

Las condiciones de devolución de estos microcréditos también son muy sencillas, y como la mayoría de los créditos aparecen en el contrato, en esta ocasión asignadas como unos honorarios llamados “tasas fijas” con motivo de las gestiones realizadas. Esa Tasa en ocasiones es más elevada que el TAE (Tasa Anual Equivalente), de ahí que elijamos la entidad financiera con cierta experiencia y seguridad. Nada tiene que ver al resto de préstamos, ya que con los microcréditos no se aplica un porcentaje sobre la cantidad prestada para su devolución, sino que, como hemos dicho anteriormente, te cobran una tasa fija.

Conseguir dinero urgente puede parecer a priori complicado, pero si analizas el mercado y acudes a una financiera privada, es muy probable que obtengas tu dinero de forma rápida y sin una gran cantidad de condiciones.

Por ello hay muchas situaciones en las que los préstamos de capital privado son la única situación que tenemos para solventar nuestra necesidad económica más inmediata. Muchas veces las entidades bancarias dejan de ofrecer ayuda económica, sobre todo a aquellas personas que no les ofrecen las garantías suficientes para hacer frente a los pagos de los intereses que generan los créditos y préstamos, bien porque carecen de nomina o bien porque aparecen en las listas de ASNEF.

Las empresas de líneas de crédito particular o conocidas como prestamistas no están sujetas a las mismas directrices y condiciones que las entidades bancarias, por ello el capital privado es otra de las opciones de conseguir dinero de un modo también, relativamente rápido.

Para la concesión de préstamos de capital privado estas empresas suelen estar formadas únicamente por prestamistas privados y particulares, por lo que aparecer en los ficheros de ASNEF no es un problema, y por tanto el hecho de no tener una nómina estable no supone ningún impedimento para poder darle al cliente la liquidez que necesita de un modo tan urgente.

Por supuesto, para efectuar este tipo de operaciones requieren de una serie de garantías o avales, por ejemplo algún tipo de pertenencia que esté libre de cargas y de hipoteca; pueden ser pisos, casas, locales, etc.

Estos prestamistas suelen otorgar entre un 20% y un 25% de la valoración que nos de una previa tasación de la propiedad que se ha puesto como aval, los intereses a pagar no serán mayores que el 12% o 15% anual.

Este es uno de los inconvenientes de esta opción, y es que el modo de conseguir este dinero, no es tan rápido como lo es solicitándolo a través de los microcréditos.

Capital privado y pequeñas entidades de crédito: Lo que debes saber

Tanto el capital privado como las pequeñas empresas de financiación son una de las opciones más elegidas por aquellas personas y empresas que han tenido problemas a la hora de acceder al crédito por otros medios.

El capital privado es un instrumento financiero a través del que ciertos prestamistas privados particulares o en forma de empresa, destinan su dinero para prestarlo en forma de préstamos con capital privado a toda aquella gente que necesita liquidez.

Esto significa que el prestamista privado o inversor pone su dinero a disposición del prestatario que necesita liquidez vía financiera privada. Evidentemente, el prestatario deberá devolver la cantidad de dinero que le ha prestado el prestamista privado y lo hará complementándolo con una serie de intereses acordados previamente.

Este modo de financiación también tiene una parte muy positiva y es la posibilidad de negociar las condiciones de devolución del préstamo entre el prestamista y el prestatario.  Es decir, no hay condiciones cerradas, sino que suelen ser flexibles.

Además de ser préstamos flexibles, el capital privado permite obtener dinero urgente de forma rápida dado que todo el proceso de aprobación del préstamo se lleva a cabo en un periodo muy corto de tiempo. Muchas veces incluso en menos de 24 horas.

Resumiendo, la persona que necesita dinero – prestatario – consigue su financiación, la persona que presta el dinero – prestamista privado – saca rentabilidad de su préstamo  y la financiera privada que hace el trámite del préstamo suele llevarse una pequeña comisión.

Es importante destacar que se puede acceder a los préstamos con capital privado sin ser necesario disponer de una nómina o de unos ingresos fijos, siendo además indiferente el hecho de que estés inscrito en un fichero de morosidad. Eso sí, la financiera privada exigirá un aval, normalmente hipotecario, para garantizar que la devolución del dinero se cumple en tiempo y forma. Por supuesto, también se pueden utilizar empresas que garantizan el pago de los créditos, del tipo de Crédito y Caución.

¿Pero que es lo que sucede si necesito dinero ya y estoy en la lista de morosos de ASNEF?

Si nos encontramos con esta situación, es decir, por algún motivo estamos en el fichero de morosos de ASNEF pero hemos adquirido otra necesidad económica que demás nos urge,  la solución no permite escoger entre muchas opciones, porque tener un impago y estar dentro de un listado de morosos te lo va a poner muy difícil. Tener un impago, aunque sea muy pequeño, supone para los bancos un rechazo importante para conceder cualquier crédito, por lo que nos obligará a recurrir a empresas especializadas en dar capital o financiación con un impago en ASNEF, pero no superarán los 1.000€ aproximadamente.

El único modo de conseguir financiación permaneciendo en esta situación es solicitar un microcrédito online que te da la oportunidad de conseguir dinero de un modo muy rápido y sencillo, y a su vez las condiciones de devolución no son nada malas, ya que no hay intereses como sucede con los prestamos o créditos, sino que hablamos de tasas fijas derivadas de las gestiones realizadas que tendrás que devolver en el plazo de un mes.

Si la solución de financiación anterior no te sirve porque necesitas mayores cantidades de dinero para hacer frente a tus gastos, deudas o caprichos, la mejor solución es pedir un crédito con a val o con hipoteca. Esta es la única forma de que un impago o estar en un listado de morosos, aunque sea mayor de 1.500 euros, pueda no ser un obstáculo a la hora de pedir dinero rápido.

En resumen, estar en la lista de ASNEF no es motivo para no poder acceder a diferentes métodos para conseguir dinero rápido, eso si, si estamos libre de deudas todo será mucho mejor y más sencillo.